LO QUE MÁS ME GUSTA


Si algún día me preguntaran que es lo que más me gusta, gritaría sin dudar que perseguir el reguero de dinosaurios que me deja tu alegría; besar tus pies por la noche al meterte en la cama; besarte, besarte, besarte donde tú quieras, pero besarte; dejar caer mi melena sobre tu rostro mientras fingimos que es un barba varonil que te cosquillea; recibir tu abrazo sin mayores explicaciones cuando paseamos en un parque; cantar juntas alguna de tus canciones favoritas; construir piscinas, castillos, robots; leer cuentos en el suelo o en el sofá; oírte reír a carcajadas; darte pequeños bocaditos sin dientes; llevarte colgada de mi espalda por toda la casa; ponerte sobre mis piernas flexionadas mientras tú te conviertes en un avión pequeño que limpia planetas "pestosos", o enseña canciones a las estrellas; fingir que somos otros en un juego sin fin; verte perseguir palomas, con malas intenciones; buscarte lunares nuevos o crear alguno, a golpe de lápiz cosmético, cuando no los encuentras; sorprenderme a las tres de la madrugada pisando algún cachivache que dejaste en la cocina, y me recuerda que estás dormida... Así, seguiría en una lista eterna llena de ti. Porque has de saber carnecita mía que, lo que más me gusta del mundo, eres tú.

Para Julia y Patricia, a las que adoro juntas y por separado.

7 comentarios:

Cecilia dijo...

¡Qué bonito!
Me gustaría ver la cara de Julia y Patricia cuando lean esto. Porque algún día lo leerán, ¿verdad?

velvetinna dijo...

Casi se me saltan las lágrimas... ¡Pero qué bien escribes cuando te inspiras! Y se nota que estás inspirada muchas veces, será porque hay dos musas por ahí que pululan a tu alrededor. Ha sido precioso, gracias.

Geraldine dijo...

lo que más me gusta del mundo, eres tú.
hermoso...pero dime, dónde compras esos vestidos tan bonitos...parecen muñequitas

Lena dijo...

Ay, Anabel.

No es que me derrito, no.

Es que me recontraderrito.

Qué dulzura!

Si supieran cuánto nos dan....

Me voy estremecida de ternura y con los ojos llorosos...

Un beso

muermi king dijo...

Esta claro que has sido bendecida con el don de la palabra. Muy bonito, sí señor, seguro que tus pequeñas se emocionarán algún día al leerlas, tanto o más como nos ha emocionado al resto de los mortales.

amor y libertad dijo...

hace poco dediqué un post a mi hijo de tono similar, empieza con la palabra "tocarte", es precioso cómo la ternura nos mueve los padres, a veces son nuestros posts más hermosos, como lo es el tuyo

Manuel dijo...

Anabel, me he emocionado al leer el texto que te has marcado, te lo voy a decir en dos palabras:

PRE-CIOSO